Entre los placeres más preciados que la vida nos ofrece están el viajar y comer. Hoy entre estas líneas satisfaceremos los dos, al dar una vuelta gastronómica por Europa sin movernos de nuestra Santa Ana.

Viajaremos a uno de los países más emblemáticos del viejo continente, poseedor de una de las tradiciones culinarias más destacadas del mundo y visitaremos las principales calles parisinas. En esta ocasión, el restaurante El Tucumán nos deleitará con lo más exquisito de la gastronomía francesa y contemporánea.

El Tucumán que nace en 1984 con el propósito de elevar la calidad y la oferta gastronómica en la ciudad de Cuenca, nos ofrece los mejores platos de la tradición parisiense.

José Clavijo, especializado en Francia, es el chef de este acogedor restaurante y el encargado de importar para nosotros los olores y sabores que vienen desde la ville de l’amour hasta la mesa del Tucumán.

Sabores franceses que envuelven.

Son muchos los platos y recetas que decoran los libros y la tradición de la comida francesa.  El Tucumán logra, sin lugar a dudas, traer lo mejor del repertorio culinario de este país. Entre los platos más representativos de su oferta gastronómica podemos encontrar: el insuperable filet mignon con la receta clásica del tournedó de res albardado en tocino y bañado con salsa de champiñones, la tradicional sopa de cebolla a la francesa, el vol au vent de mariscos, el chateaubriand y el clásico fondue de queso, todo esto dentro de un concepto gastronómico gourmet.

Un lugar para ocasiones especiales.

El restaurante ubicado en la parte alta de la Hostería Durán, brinda un amplio local para eventos, tanto sociales como corporativos, con una estupenda vista de la parroquia Baños. Cómodo, espacioso y elegante, este lugar ofrece un buen ambiente, servicio de calidad y una variada carta del arte culinario contemporáneo.

FIESTA PARA EL PALADAR, EL ÚLTIMO VIERNES DE CADA MES.

Su firma de identidad es la comida francesa, sin embargo, el menú ha abierto sus opciones a la gastronomía contemporánea gourmet.

La gastronomía es una fiesta y así la celebran en El Tucumán el último viernes de cada mes, con festivales de comida especializada del mundo, bebidas típicas, música y ambientación; abierto al público en general.

Con más de 34 años brindando a sus clientes lo mejor, este restaurante se ha convertido en un referente del buen gusto. No puede perderse la oportunidad de disfrutar una nueva experiencia,  recorriendo los sabores del mundo, experimentando lo mejor de la comida del viejo continente y por supuesto con la garantía de calidad que le ofrece El Tucumán.

Y para completar este tour gastronómico, el restaurante cuenta con una variedad de postres entre los que se destacan: profiteroles, crepe suzette y charlotte de frutas. 

Bon Appétit.